Respeten el libre albedrío

Chicago, EEUU, 15 de marzo de 2017.
Maestro: Proloteo.
Tema: “Respeten el libre albedrío.”

Mensaje recibido por Valdir Soares.

Proloteo: “El libre albedrío es un atributo dado por Dios, está en la base de la Humanidad. Basta con decir que el libre albedrío es el otorgamiento del Padre que saca a los seres humanos del reino animal en cada planeta donde la vida se implanta. El libre albedrío es tan importante que, después de este otorgamiento único, se prohíbe a los Portadores de Vida interferir directamente con las criaturas recién nacidas. Justo allí y en ese momento, termina su prolongado trabajo en un planeta. Si el Padre y Sus Autoridades Asociadas en los universos tratan el libre albedrío con tal respeto, ¿no harían ustedes lo mismo? ¡Respeten el libre albedrío!

“Respeten el libre albedrío al reconocer su realidad. La voluntad es una realidad del universo. Comienza con Dios y es un otorgamiento del Padre a innumerables criaturas de diversas maneras. La característica principal de la voluntad es la conciencia. Los animales tienen la determinación de hacer las cosas, pero no la conciencia de ello. En Urantia, el Padre otorgó a nuestros ancestros la voluntad humana, que está absolutamente libre de interferencia en su origen, pero limitada en sus resultados, porque están limitados en poder. Sin embargo, en cuestiones espirituales, el libre albedrío es absolutamente soberano, incluyendo sus resultados. Son libres de seguir a Dios o de no seguirlo.

“Respeten el libre albedrío al reconocer su función. Las acciones conscientes son los resultados del libre albedrío. El libre albedrío permite la libertad en las elecciones humanas. No tiene antecedentes: comienza con ustedes y se hace por ustedes. Por voluntad pueden actuar, interactuar y reaccionar. Por voluntad pueden hacer el bien o el mal, expresando amor u odio. Que ustedes puedan desear y hacer el mal (lo moralmente reprochable) es una prueba de vuestra libertad. Son libres de querer y ejecutar, pero, salvo en asuntos espirituales, no puede garantizarse su persistencia, porque por encima de la voluntad humana está la voluntad absoluta y soberana de Dios.

“Respeten el libre albedrío al reconocer su importancia. Es importante porque es un otorgamiento personal del Padre, los hace seres personales, y es parte de la ‘imagen de Dios’. Pero, sobre todo, vuestro libre albedrío revela el deseo de Dios de tener una relación voluntaria con ustedes, incluso desde el Creador hasta Sus criaturas humanas bajas. El libre albedrío les permite conocer realmente a Dios si así lo desean. El poder y la libertad de elección son, sin sombra de duda, lo que Dios más valora en ustedes y lo que más le agrada cuando se consagran libremente a Él.

“Además, estudiante mío, pueden mostrar respeto por el libre albedrío, no solo valorando el vuestro, sino también valorando el libre albedrío de los demás. Pueden discutir con las personas, pero respeten su voluntad dejándolos elegir por sí mismos, sin manipularlos, sin afectarlos, sin ridiculizarlos. En consecuencia, pueden y deben combatir, incluso prevenir, el mal que podría provenir de una mala decisión, pero no la libertad de alguien que toma una mala decisión. Recuerden: es principalmente haciendo el bien, que vencemos al mal, y no regresando el mal.

“Soy Proloteo, vuestro maestro y tutor en las alturas. ¡Bendiciones!”

Traducido por Perla Téllez Garza.

© Grupo de Progreso 11:11.
Mantén frente a ti la meta de las edades — Maestro Proloteo.

http://1111angels.com Tienda 11:11